Imposible no acordarse de Kilian

Hoy ha sido uno de esos días con pocas ganas, días en los que sales a entrenar a la fuerza, porque no queda otra, porque piensas en el reto en mente y te dices, como no salgas hoy, tampoco lo harás mañana, y así no, así que me calzo las zapatillas y a correr.

Salí con dolor de rodilla, pocas ganas y cansancio considerable, ayer tocó una sesión triple, carrera, agua y entreno de fuerza con series en el gimnasio, hoy madrugón considerable para entrar a las 6 a currar, y por la tarde tocaba entrenar, comienzo tranquilo para calentar, pero sufro, encima el viento pega en contra y hace que las sensaciones empeoren, pienso de nuevo en el Ironman, y no paro, intento pensar en otras cosas, y cuando me doy cuenta, ya 2 kilómetros, pulsaciones estabilizadas y se me olvida el dolor de rodilla, el viento deja de pegar de frente y me toca lateral, pienso en el resto de la ruta y sé que 3 km más y me dará de espalda, así que ya está todo hecho, llega una bajada, miro el garmin y voy corriendo a 4:20, me siento bien, aprieto, 4:00 y hasta 3:50 marca puntualmente, sigo apretando, ya aflojaré cuando me de en contra.

Salgo de la zona del carril bici, y comienzo a correr por un camino, que de pronto se termina y comienza un tramo de malpaís.

Qué es malpaís?? Como definición técnica: En geomorfología un malpaís es un accidente del relieve caracterizado por la presencia de rocas erosionadas de origen volcánico en un ambiente árido. Como definición coloquial: un terreno que las cabras evitan debido a que es muy incómodo de transitar. Irremediablemente en ese tramo el ritmo pasa de ser de 4:10-4:20 a correr muy cerca de 7:00 porque no sé ni cómo ni dónde pisar. Es imposible correr por una zona así y no pensar en esas imágenes de Youtube en las que Kilian baja cual cabra montesa y me comparo con él y me siento como un niño aprendiendo a andar, vuelvo a pensar y a creerme que si el Niño Jesús hubiera querido ser atleta, le hubiera pedido a los Reyes Magos ser como Kilian.

Cruzo ese tramo de malpaís  que a pesar de tener unos 800 metros escasos, se me hacen infinitos, salgo a un camino que conozco de sobra, por lo que comenzamos las rutas de btt cuando salimos por la costa, el viento me pega en contra, pero el paisaje del mar al lado y el día de verano total me animan y vuelvo a apretar los últimos 4km volviendo a bajar a 4:30 a pesar de los 23km/h de viento que me frenan, el dolor de rodilla no hace acto de presencia y puedo hacerme un par de series hasta que por fin veo a mi padre que está pescando en el pueblo de Puerto Lajas.

A pesar de los km para calentar y cruzar ese infierno de malpais, saco un tiempo de 4:41, bien de pulsaciones y mucho mejor de sensaciones.

Hoy decido no hacer más para intentar recuperar un poco las rodillas que mañana toca doble sesión.

Nos vemos entrenando

Quieres ser Ironman?? Mira este vídeo

Enredando por Youtube me topé con este vídeo, probablemente muchos de vosotros ya lo hayáis visto, otros no, y otros aún no sepáis lo que es un Ironman.

Que haya visto este vídeo y se me ponga la piel de gallina, no quita para que los nervios que me entran a medida que se va acercando la prueba disminuyan, pero sí que ayuda a seguir esforzándose y sufriendo los dos meses que me faltan para poder disfrutar del Finisher.

Hasta ahora, el aumento de volumen va bien, y las piernas responden, las rodillas se han quejado algo, pero nada del otro mundo, pero todo esto irá en la próxima entrada del blog, esta es sólo para disfrutar y motivarse un poco viendo estos 15 minutos.

Espero que lo disfrutéis tanto como yo. Nos vemos entrenando.

3×100 cumplido

Esta vez el tiempo ha respetado y mi segundo intento ha sido el definitivo para poder completar el 3x100k en mtb.

El único sentido de hacer este reto era personal, no podré ir a la Titán Desert, de momento por dos razones fundamentales, falta de dinero para poder afrontar esos gastos, y falta de forma suficiente para poder rendir de una forma decente y disfrutando de los 6 días y los 600k, así que ya que vivo en un lugar con unos paisajes y clima similar al que se encontrarán los afortunados que puedan disfrutar del desierto, me decidí a hacerme mi particular media titán, que además de probarme para el Ironman y ser un buen entreno para las piernas, me serviría para comenzar a sufrir de calambres y por supuesto de culo. Como experiencia de tirada larga ha estado muy bien, me pudo acompañar un amigo en las etapas 1 y 3, así que en solitario sólo hice el segundo día, y aunque el viento me castigó más kilómetros de los esperados, estuvo bien poder rodar esforzándome sólo por mantener una media decente.

La razón de hacer 100k cada día y no otra distancia ha sido que la suma saldría media Titán Desert y hacer 3 etapas de la nueva marca que organiza pruebas de triatlón, Experience100k, y aunque en este caso no se trataba de triatlón, sí que eran 100k diarios. Esperemos que les vaya bien y puedan seguir y triunfar tanto como otras franquicias en ese mundo.

La experiencia ha sido buena, dolorosa, pero buena, mucha ayuda para mantener la media ha sido gracias a Carlos, el colega que me acompañó, y que es una auténtica bestia dando pedales y era él quien tiraba de mi para que no bajase demasiado.

El tercer día la fundida de piernas era ya considerable, y en las subidas largas o los repechos fuertes me quedaba clavado, y no era capaz de tirar con ganas y todo por falta de pierna, las pulsaciones ni se inmutaban, y era normal porque no tenía gas para apretar.

La alimentación la intenté hacer constante, cada 1h comía barrita intercalando barritas muy dulces con barritas de frutos secos, y procurando beber siempre cada 20-30 minutos un par de tragos, con eso no he tenido pájaras, ni sed ni necesidad de parar a evacuar líquido, por lo que no ha estado mal de cantidades.

Todos los días al llegar a casa unos buenos estiramientos mientras tomaba el Total Recovery de sabor sandía de Victory Endurance han ayudado a que al día siguiente volviese a estar a punto para otra tirada.

Con estas etapas que comencé el martes saliendo muy suave con un amigo para hacer 53km, y mi reto personal del 3×100, cierro hoy la semana con 360k de bici, 20k de carrera y 4000 agua, aunque aún me queda mañana, que a pesar de ser el día del señor, el Ironman no sabe de días de fiesta y me tocará salir a correr, eso sí, después de que recuperen un poco los cuádriceps.

A ver si uno de los años próximos puedo asistir a la Titán, mientras tanto, seguiré haciendo mis particulares Fuerte(ventura)Titán.

Os dejo los gráficos y datos del Garmin de las 3 etapas:

Miércoles:
Jueves, en solitario:
Viernes:

Nos vemos entrenando